Una carta para mis amigos de la escuela

Cuando estaba en la escuela tenía ese grupo de amigos que todos solemos tener. Algunos eran similares, pero otros muy diferentes a mí y esa era lo increíble. Compartimos momentos divertidos, inspiradores y otros que ponían a prueba nuestra amistad, pero de los que siempre supimos salir. Ahora, que ya he crecido y miro hacia atrás, puedo darme cuenta de los grandes amigos que tuve y que ahora no veo tan seguido, pues el ritmo de la vida ha provocado que tomemos nuestros propios caminos y ya no compartamos la rutina diaria como antes. Y por eso estoy aquí. Sé que ya no puedo conversar tanto como antes, ni tampoco estar con ellos físicamente, pero de lo que sí estoy segura es que sé que la amistad que creamos siempre se mantendrá intacta y jamás separará a esos amigos que se conocieron siendo auténticos y que compartieron tanto. Ya somos mayores y tenemos diferentes intereses. Sin embargo, siempre compartiremos las ganas de mantener una amistad que se hace más grande mientras pasan los años. Quiero que sepan que siempre estaré ahí para apoyarlos, para darles una mano cuando lo necesiten y para celebrar sus triunfos y ayudarlos en sus derrotas. Quiero que me perdonen si la rutina nos aleja o si dejamos de comunicarnos.

Quiero que entiendan que, por mucho que nuestros caminos se separen, siempre nos encontraremos al nal o en cada parada, pues de eso se trata la amistad. Puede que no nos veamos en días, semanas, meses o incluso años. Sin embargo, la alegría de verlos y las ansias de compartir con ustedes siempre permanecerán intactas. Gracias por ser parte de los mejores tiempos en la escuela. Gracias por entregarme su amistad y por hacerme parte de sus vidas, tal como ustedes ya son parte de mi vida. Gracias por esa lealtad infinita que hoy les hace querer saber de mí y estar ahí para cuando lo necesito. Gracias por tantos momentos divertidos. Gracias por no juzgarme y por compartir y entender mi personalidad y estilo de vida, pues así es como los amigos lo hacen. Gracias por todas esas risas, por todas esas bromas, por esas conversaciones absurdas y también por esas profundas e inspiradoras. Jamás los olvidaré. Jamás dejaré de lado su amistad, pues ya forman parte de mi vida y me siento orgullosa por el camino que cada uno de ustedes ha tomado y espero que, en lo que venga, todo sea bueno para ustedes

Artículo obtenido de http://www.upsocl.com/estilo-de-vida/una-carta-para-mis-amigos-de-la-escuela/?utm_source=Portada&utm_medium=Pagina&utm_campaign=links

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s